Todo lo que está mal acerca de Hermione en Harry Potter and the Cursed Child.

Cuando leí en las noticias el siguiente titular: “El libro que contiene la octava entrega de la saga Harry Potter será publicado a finales de Julio” casi lloro de la emoción. Como soy un Weasley demasiado pobre para haber cogido un vuelo y haberme plantado en Londres a ver la obra, esperé al día 31 de Julio y me leí The cursed child, efectivamente lloré, pero por otros motivos muy distintos.

Hace un tiempo deseabas ser capaz de usar el obliviate para poder releer toda la saga con la emoción de la primera vez, después de la aparición de Harry Potter y el legado maldito necesitas el obliviate para dormir tranquilo por las noches. Yo hace ya casi medio año que lo leí y sigo reviviendo en terribles pesadillas todos esos acontecimientos que transformaban a mis personajes favoritos en absolutos desconocidos.

harry-potter-cursed-child-tickets-london

La obra en mi opinión no es que no respete el canon establecido por sus predecesoras, es que coge el canon de lo anterior y le lanza un avada kedavra precipitándolo por la torre de astronomía. Los nuevos aspectos de la trama te pueden gustar más o menos pero al fin al cabo son eso, nuevos aspectos, por lo que respecto a ellos hay poco que decir. Lo inaceptable para mí es cargarse la esencia de los personajes.

Algún día entraremos en análisis de materias tan interesantes como el Harry Potter palomofóbico, el paso de Ron Weasley de gracioso a idiota o la profesora McGonagall que se deja intimidar por niñatos. Pero hoy nos toca Hermione. Allá vamos. Hay spoilers de HP y el legado maldito.

Cuando Albus Potter y Scorpius Malfoy viajan al pasado con el giratiempo robado para impedir que Cedric Diggory supere la primera prueba del torneo de los tres magos y acabe muriendo son vistos por Hermione fastidiando a Cedric.

Como vestían uniformes de Durmstrang, Hermione empieza a desconfiar de todos los alumnos de Durmstrang y por este motivo según se dice, decide no ir al baile de navidad con Viktor Krum. Entonces Ron al no verla con Krum en el baile no se pone celoso y sus sentimientos por ella no despiertan nunca, Romione nunca ocurre y Ron acaba casado con su cita original para el baile Padma Patil.

Porque claro entre Padma y Ron fluía la química una barbaridad ¿No recordáis como se pasaron toda esa noche riendo y bailando? ¿Ah no? Claro debe ser porque nunca ocurrió.

Hermione por otra parte acaba convertida en una profesora de defensa contra las artes oscuras que sigue enamorada de Ron y que trata a sus alumnos peor que Severus Snape la trataba a ella y a sus amigos, muy coherente todo.

Sí, profesora de la asignatura que peor se le daba y la que menos le gustaba junto con adivinación. Hermione era buena en todo, tenían todas las asignaturas para elegir pero ponen defensa contra las artes oscuras cuando le costó más que a nadie aprender el patronus, no fue capaz de deshacerse del boggart y reconoció abiertamente en más de una ocasión que la materia no le llamaba. Es que es de traca.

Desde bien joven Hermione tenía ambiciones de cambiar el mundo mágico, de hacerlo un lugar más amable para las criaturas mágicas como los elfos domésticos y para los nacidos de muggles como ella. Su futuro en cualquier realidad estaba en el ministerio.

Quizá penséis que estoy dramatizando demasiado pero creo que no, sinceramente.

Segundo acto, escena 11. Cuando Albus se encuentra a esta versión de Hermione y le pregunta qué está haciendo en Hogwarts ella le responde “Enseñando, por mis pecados” para después quitarle 10 puntos a Gryffindor porque Albus es un estúpido y otros 20 más para demostrarle a Albus lo mala que es. Además luego lo insulta y las instrucciones de las escena rezan “Hermione es muy cruel”.

Ni Scorpius ni Albus parecen encontrar nada raro en esta situación lo cual es especialmente extraño teniendo en cuenta además que Albus lleva toda la vida conociendo a Hermione. Pero yo como fan de Hermione desde hace tiempo tengo muchas preguntas y problemas con este escenario.

Lo que subyace a todo esto es que si Ron nunca hubiera puesto su atención amorosa en Hermione ella hubiera terminado en una profesión que no le gusta, sola y amargada. Eso no tiene ningún sentido. Ron no era ni de lejos el único posible marido que podría haber tenido Hermione, McLaggen por ejemplo estaba coladito por ella en sexto.

Además en la vida de Hermione la faceta amorosa nuca fue un pilar tan importante como para convertirse en esa persona solo porque Ron no se interese por ella. Tampoco me gusta nada que se dé a entender que sin Ron Hermione no llegaría a ser ministra de magia. Hermione es inteligente, capaz y podría haber llegado a ministra de magia de cualquier manera. Era tan ambiciosa que con trece años y la colaboración de Dumbledore quebranta la ley mágica para poder asistir a más clases. No necesita a Ron como pareja para conseguir grandes cosas.

¿Por qué iba la personalidad de Hermione a cambiar tan drásticamente por un chico? ¿Por qué a Ron se le permite seguir con su vida, casarse y tener un hijo? ¿Por qué no iba a Hermione a salir adelante y conseguir sus metas también?

Probablemente sea solo el resultado de que los autores cambiaron cosas por cambiar pero es que no dan una a derechas. Es normal que haya pasado eso, Jack Thorne y John Tiffany se pusieron a escribir un nuevo libro de Harry Potter sin haberse leído los anteriores.

Hermione nunca se comportaría de la manera que lo hace en The cursed Child, mucho menos como profesora. Fue la que más sufrió las humillaciones de Snape cuando se burló por ejemplo del tamaño de sus dientes o le quitaba puntos a Gryffindor porque ella hablaba a destiempo, y lo criticaba duramente, de ninguna manera se iba a comportar igual en un futuro.

Como idea a priori puede sonar interesante como los más pequeños factores tienen un gran efecto en cómo se desarrollan los acontecimientos futuros. Pero sugerir que Hermione solo por el hecho de no estar con Ron desiste de la búsqueda de sus sueños y se convierte en la profesora más cruel de la historia es algo que no estoy dispuesto a aceptar.

Para colmo la Hermione de la realidad auténtica tampoco le hace la debida justicia a nuestra pequeña sabelotodo, es un personaje más plano que una tabla, sin su carácter en los momentos clave y sin esa personalidad irritante a veces que vimos durante sus años en Hogwarts.

Conforme se va desarrollando la historia lo que empieza como un susurro que dice “Hermione nunca permitiría esta mierda” se convierte en una grito tan fuerte que casi no te deja seguir leyendo.

Draco, Ron incluso Harry se pasan la trama sin hacerle ni puto caso y no respetando su autoridad. Lidera el gobierno del mundo mágico y tiene que pedir respeto a los demás cada dos minutos. Harry teniendo un puesto menor dice dos palabras y tiene a todo el mundo a sus pies.

Este machismo casual nunca se ha visto en Harry Potter y seguramente no sea intencionado si no pura consecuencia de que Jack Thorne estuviera intentando de cualquier manera avanzar la trama de Harry y Albus.

Desafortunadamente Hermione no es el único personaje femenino admirable que la obra de teatro destroza sin piedad. Ginny Weasley, la audaz e independiente amante del Quiddicth queda reducida a ser la mujer florero de Harry siendo su única respuesta a todas los errores que este comete con Albus la siguiente:  ¯\_(ツ)_/¯

Pero esa es también una historia para otro día, en lo que llega el momento de contarla voy a seguir con mi búsqueda de un colmillo de basilisco con el que apuñalar mi copia de The cursed Child para destruir el horrocrux de Voldemort que desde que lo tuve en mis manos sé que lleva dentro.

¿Que te pareció a ti la representación de Hermione en Harry Potter y el legado maldito? Dinos tu opinión en los comentarios. 

5 comentarios sobre “Todo lo que está mal acerca de Hermione en Harry Potter and the Cursed Child.

  1. Totalmente de acuerdo. La verdad es que recuerdo que cuando lo leí me dio mucha rabia que el futuro de una mujer tan brillante se arruinara únicamente por no haberse casado con Ron. Es decir, me parece machista que una mujer tenga que tener a un hombre a su lado para lograr los éxitos de su vida.
    Lo mismo me ocurrió con Ginny, me pasé todo el libro esperando a que reaccionara porque la veía demasiado pasiva.

    Le gusta a 1 persona

  2. Cuando me leí el libro, mis pensamientos recurrentes fueron: “Hermione no habría permitido esta mierda”, “¿Qué demonios acabo de leer?” “Ginny, ¿pero qué te han hecho?” “¿Pero está gente se ha leído algún libro?” “¿Hermione teniendo que pedir respeto? ¿Me estáis tomando el puto pelo?”
    Una vez estaba en la universidad leyendo de estrangis en clase, y solté “¿Qué cojones es esto?”. Solo que lo dije tan alto que mi profesor casi me echa de clase, porque se pensaba que estaba quejándome de él.
    Por lo que tengo otro punto negativo que añadir a semejante calumnia hacia la saga de Harry Potter.
    Quince libras que me gasté (por no poder esperar a que lo publicarán en España) bien desperdiciadas, y ahora cada vez que lo veo me dan ganas de quemarlo.
    Deshonra sobre John Tiffany y Jack Thorne, deshonra sobre sus familias y deshonra sobre sus vacas.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s